Eritrea, donde el tiempo se detuvo

Duración

12 Días

Condición física

Moderado

Ciudad de inicio

Asmara

Disponible

Enero 2021 / Diciembre 2021

Ciudades a visitar: Asmara, Keren, Barentu, Massawa, Senafe, Adikeyh,

Descripción detallada día a día

Dia
¡Bienvenidos a Eritrea!
Al llegar al aeropuerto de Asmara, seremos recibidos por el representante quien nos estará esperando para llevarnos a nuestro alojamiento. Tendremos el resto de la tarde libre para descansar de nuestro viaje o dar un primer paseo por la ciudad. Un recorrido por Asmara es caminar por calles con claro pasado italiano. Encontraremos gastronomía con esa influencia (de hecho para muchos es la mejor gastronomía del continente africano). A pesar de ser un país con antecendentes de convulsiones políticas, los eritreos son gente pacífica que reciben muy bien al extranjero. Será un placer conversar con ellos, enmarcados por un país rico en costumbres, paisajes muy bellos y un gran futuro turístico por divulgar. Seremos descubridores de una joya escondida en el continente.
Por favor, tener en cuenta que todas las personas que viajan de Sudamérica, deberán presentar el certificado internacional de vacunación contra la fiebre amarilla.
Comidas incluidas: Cena
Asmara, una ciudad única para embriagarse de la calma colonial que desprende su pasado italiano. Probablemente, una de las ciudades que mejor conservan los edificios de su colonia. No es extraño, por tanto, que figure en la lista del Patrimonio Cultural de la UNESCO.
Pasearemos por la coqueta ciudad de avenidas anchas y edificios de la primera mitad del siglo XX. Asmara sobresale por disponer, a partir de 1935, de un plan urbanístico único de estilo racionalista italiano. Buena muestra de la denominada “piccola Roma” queda reflejada en el Teatro Nacional (origen todavía de diferentes espectáculos), la oficina de correos, el mercado central, frente a uno de los grandes edificios civiles catalogados por la UNESCO, o el coqueto Cine Roma, que todavía exhibe carteles de películas como la “Dolce Vita”. Entre visita y visita, a pie, en una experiencia que poco concuerda con la mayoría de las caóticas ciudades africanas, podremos degustar un “macchiatto” o un “capuccino”.
La Gran Mezquita, la céntrica catedral de Asmara o la estación de ferrocarril, originaria de 1911 (y con locomotoras todavía a vapor), completarán una intensa y variada jornada.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Dejaremos la capital de Eritrea, emplazada a 2 mil metros de altura, para dirigirnos, en una muy emocionante carretera, a la ciudad de Keren.
Una de las primeras paradas será en Embe Derho, una población que dispone de una pequeña presa que es utilizada por la comunidad local para la recogida de agua y, a través de asnos, transportarla a los hogares.
Seguiremos nuestra ruta camino de Keren y la siguiente parada serán las aldeas de las etnias Tigre y Bilen, donde podremos observar el estilo de vida tradicional de estos pueblos.
Llegaremos más tarde a Keren y daremos un paseo por la tranquila ciudad antes de descansar en el hotel. Un gran día de vivencias y sensaciones.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Keren, que en lengua Tigré significa “montaña” está ubicada, precisamente, en un lugar estratégico, rodeada de montes escarpados y punto de inicio de interesantes trekkings. Escenario de batallas históricas, la tranquila ciudad es conocida por el popular y bullicioso mercado semanal de camellos de cada lunes.
Intentaremos hacer coincidir la ruta con esta fecha y viviremos en directo las transacciones de camélidos y otros animales como cabras y vacas, que se organiza en las afueras de la ciudad, en el cauce de un río seco.
Más tarde visitaremos Maryam D´arit, un lugar religioso que dispone de una iglesia ortodoxa moderna y un baobab sagrado, centro de peregrinaciones. Maryan D´arit, en sí, constituye un ejemplo de convivencia de diferentes religiones.
En el otro extremo de la ciudad tenemos el “Keren War Cemetery”, lugar de reposo de los soldados ingleses, y sus aliados, caídos en la batalla de Keren contra el ejército italiano.
Luego nos adentraremos en el mercado local, en pleno centro de la ciudad y conoceremos la antigua estación de ferrocarril, hoy de autobuses, que mantiene la arquitectura de la época.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Abandonaremos Keren y saldremos en dirección al este para adentrarnos en las tierras bajas de Eritrea y el valle del río Gash Barka. De 2200 metros pasamos a 600, en una primera parte del recorrido salpicada por aldeas Tigré.
Poco antes de llegar a Barentu, nos detendremos en una aldea de la etnia Nara, originarios de esta región y que en su mayoría son musulmanes. Un pueblo sedentario que vive del cultivo del sorgo, sésamo y mijo; así como del cuidado de camellos, vacas y burros. Las mujeres, por su parte, mantienen escarificaciones faciales muy reconocibles.
Ya en Barentu nos encontraremos con nuestra guía de la etnia Kunama, que nos acompañará para las visitas de la zona. A unos 30 minutos de Barentu, y a pocos kilómetros de la frontera, se encuentra Ashashi, aldea de la etnia Kunama, con una importante tradición animista llamada Dungul Mashkhal, aunque de fuerte influencia cristiana. Nos empaparemos de la vida tradicional de los Kunama en sus casas de adobe.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Rodeados de montañas, nos despertaremos en esta aldea Kunama. Aprovecharemos las primeras luces del día para seguir observando la vida cotidiana.
Más tarde, aprovechando el mercado semanal de los miércoles, disfrutaremos de este punto de encuentro de Ashashi.
Luego, recuperaremos fuerzas en Barentu y continuaremos viaje hasta la ciudad de Asmara.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Hoy nos dirigiremos hasta la Costa del Mar Rojo. De los más de 2000 metros de altura de la capital pasaremos a los 0 de Massawa. El recorrido es de lo más interesante, un puerto de montaña con grandes panorámicas y con curvas que hacen las delicias de los ciclistas locales, probablemente el deporte más mediático del país.
A medio camino, a unos 50 kilómetros de Asmara, haremos una parada en Guinda, una pequeña población musulmana donde ya se nota el cambio climatológico. Hemos dejado atrás las tierras altas frescas y nos dirigimos a un calor cada vez más presente.
Más tarde, llegaremos a Masawa, la principal población de Eritrea en el Mar Rojo y un lugar codiciado por diferentes pueblos a lo largo de la historia por su situación estratégica.
Fue la primera capital en la época de la colonia italiana, y el casco antiguo de Massawa fue construido por los Otomanos de manera tradicional y todavía hoy en día perdernos por sus calles es una experiencia agradable que nos transportará en el tiempo.
En Massawa iremos a buscar a la etnia Rashaida, originaria de Arabia Saudí, pueblo nómada, que se dedica principalmente a la cría de camellos y tiene asentamientos a lo largo de la costa eritrea. Pasaremos la tarde-noche con alguna de sus familias para empaparnos de su cultura. Un recorrido por una cultura milenaria.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Después de levantar nuestro campamento y despedirnos de los Rashaida, nos dirigiremos al puerto de Massawa donde subiremos sobre una pequeña embarcación para ver la llegada de los pocos barcos pesqueros que faenan en el puerto. La etnia Afar es la encargada de esta actividad en pequeñas embarcaciones y algunos barcos grandes son gestionados por el gobierno.
Tras la experiencia, nos dirigiremos, cuando ya empiece a apretar el calor, a Gurgusum Beach donde nos relajaremos durante unas horas y podremos tomar un baño en una de las mejores playas del país.
Más tarde, tendremos la tarde libre para pasear y perdernos por las calles de Massawa.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Dejaremos la costa del Mar Rojo para regresar a Asmara. Haremos un paseo por la ciudad para seguir observando su arquitectura “Art Déco” en algunos de sus edificios y recrearnos, por ejemplo, con el de la antigua fábrica Fiat en Eritrea.
Más tarde, haremos una visita al “Tank Memorial Military”, donde se acumulan los restos de los vehículos militares que se utilizaron para los diferentes conflictos que ha tenido el país (tanques, camiones, carros de combate…). Una experiencia para hacernos una idea de su pasado militar.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Hoy viajaremos hacia el sur de país, iremos hasta Senafe a través del atractivo “Valle de los Sicomoros”. El Sicomoro es un tipo de ficus y uno de los árboles más emblemáticos del país.
Llegaremos a Senafe, una población ubicada en las faldas de las montañas Metera, muy cerca de la frontera etíope y visitaremos los exteriores de la iglesia Kidane Mihret, que nos recordará a algunas de las iglesias del estilo axumita etíope. Haremos una pequeña excursión para observar el increíble paisaje del Tigray Eritreo. Después de la visita, nos dirigiremos a Adikeyh donde pasaremos la noche.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Hoy visitaremos el emplazamiento arqueológico e histórico de Qohaito a 25km de Adikeyh. Según cuenta la leyenda fue construido durante la época de la reina de Saba ya que estaba en la ruta que los comerciantes utilizaban para ir a Arabia desde Etiopía.
La presa de Safira (500 años a.c.) y las cuevas pintadas de Adi Alewti, ubicadas en unos espectaculares acantilados, completarán nuestra visita. La zona está habitada por la etnia Saho a los que podremos observar caminando con sus camellos y llevándolos a beber agua a algunas de las pequeñas lagunas que hay en la zona.
Más tarde, continuaremos nuestro viaje hasta Asmara para descansar en el hotel.
Comidas incluidas: Desayuno / Almuerzo / Cena
Podremos aprovechar el tiempo que tengamos en este último día para dar un paseo de despedida por esta maravillosa ciudad. A la hora prevista, nos llevarán al aeropuerto de Asmara para tomar el vuelo hacia el próximo destino.
Comidas incluidas: Desayuno

Mapa del tour

Visitar:







Desde: Desde USD 6,366